Ley de uniformidad de mendel

  • por
Ley de uniformidad de mendel

la primera ley de mendel

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas de fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  «Monohybrid cross» – news – newspapers – books – scholar – JSTOR (February 2009) (Learn how and when to remove this template message)

Un cruce monohíbrido es un cruce entre dos organismos con diferentes variaciones en un locus genético de interés[1][2] El carácter o caracteres que se estudian en un cruce monohíbrido se rigen por dos o múltiples variaciones para un solo locus.

Para llevar a cabo un cruce de este tipo, se elige a cada uno de los progenitores para que sean homocigóticos o de verdadera reproducción para un rasgo determinado (locus). Cuando un cruce satisface las condiciones de un cruce monohíbrido, suele detectarse por una distribución característica de la descendencia de segunda generación (F2) que a veces se denomina proporción monohíbrida. 50%monohíbridos 50%dwraf

Figura 1: Patrón de herencia de los fenotipos dominante (rojo) y recesivo (blanco) cuando cada progenitor (1) es homocigoto para el rasgo dominante o recesivo. Todos los miembros de la generación F1 son heterocigotos y comparten el mismo fenotipo dominante (2), mientras que la generación F2 presenta una proporción de 6:2 entre fenotipos dominantes y recesivos (3).

la ley de la herencia de mendel

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas de fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  «Herencia mendeliana» – noticias – periódicos – libros – académico – JSTOR (diciembre de 2017) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)

La herencia mendeliana es un tipo de herencia biológica que sigue los principios originalmente propuestos por Gregor Mendel en 1865 y 1866, redescubiertos en 1900 y popularizados por William Bateson[1]. Cuando Thomas Hunt Morgan integró las teorías de Mendel con la teoría cromosómica de Boveri-Sutton en 1915, se convirtieron en el núcleo de la genética clásica. Ronald Fisher combinó estas ideas con la teoría de la selección natural en su libro de 1930 The Genetical Theory of Natural Selection (La teoría genética de la selección natural), poniendo la evolución sobre una base matemática y formando la base de la genética de poblaciones dentro de la síntesis evolutiva moderna[2].

ley del surtido independiente

El uniformismo, también conocido como doctrina de la uniformidad o principio uniformista,[1] es la suposición de que las mismas leyes y procesos naturales que operan en nuestras observaciones científicas actuales siempre han operado en el universo en el pasado y se aplican en todas partes del universo[2][3] Se refiere a la invariabilidad de los principios metafísicos que sustentan la ciencia, como la constancia de causa y efecto en todo el espacio-tiempo,[4] pero también se ha utilizado para describir la invariabilidad espacio-temporal de las leyes físicas[5]. [Aunque se trata de un postulado indemostrable que no puede verificarse mediante el método científico,[6] algunos consideran que el uniformitarismo debería ser un primer principio obligatorio en la investigación científica[7] Otros científicos no están de acuerdo y consideran que la naturaleza no es absolutamente uniforme, aunque sí presenta ciertas regularidades[8].

En geología, el uniformitarismo ha incluido el concepto gradualista de que «el presente es la clave del pasado» y que los acontecimientos geológicos ocurren al mismo ritmo ahora que siempre, aunque muchos geólogos modernos ya no sostienen un gradualismo estricto[9] Acuñado por William Whewell, fue propuesto originalmente en contraste con el catastrofismo[10] por los naturalistas británicos a finales del siglo XVIII, comenzando con el trabajo del geólogo James Hutton en sus numerosos libros, incluyendo Teoría de la Tierra[11]. [El trabajo de Hutton fue posteriormente perfeccionado por el científico John Playfair y popularizado por el geólogo Charles Lyell en su obra Principles of Geology en 1830[12]. Hoy en día se considera que la historia de la Tierra ha sido un proceso lento y gradual, salpicado por ocasionales acontecimientos catastróficos naturales.

la ley de dominancia de mendel

Mendel trabajó con siete características de las plantas de guisantes: altura de la planta, forma y color de la vaina, forma y color de la semilla y posición y color de la flor. Tomando el color de la semilla como ejemplo, Mendel demostró que cuando se cruzaban un guisante amarillo y un guisante verde, su descendencia siempre producía semillas amarillas. Sin embargo, en la siguiente generación, los guisantes verdes reaparecían en una proporción de 1 verde por 3 amarillos. Para explicar este fenómeno, Mendel acuñó los términos «recesivo» y «dominante» en referencia a ciertos rasgos. En el ejemplo anterior, el rasgo verde, que parece haber desaparecido en la primera generación filial, es recesivo y el amarillo es dominante. Publicó su trabajo en 1866, demostrando la acción de «factores» invisibles -ahora llamados genes- en la determinación predecible de los rasgos de un organismo.

La profunda importancia del trabajo de Mendel no se reconoció hasta el cambio de siglo (más de tres décadas después) con el redescubrimiento de sus leyes. Erich von Tschermak, Hugo de Vries y Carl Correns verificaron de forma independiente varios de los hallazgos experimentales de Mendel en 1900, dando paso a la era moderna de la genética[7][8].